LA GENEROSIDAD DEL SECTOR PRIVADO

Por: Jair Peña Gómez 

 

Pablo Arbeláez nunca se imaginó que al salir del país hace 27 años lograría conformar su propio imperio. Sí, tal vez fantaseó con ser empresario, después de todo se mudaba a esa tierra de leche y miel para la mayoría de latinoamericanos y migrantes del mundo; quería cumplir el sueño americano, pero lo que nunca pasó por su mente es que se dedicaría al transporte de carga internacional.

Dice él, que a mediados del 2007 empezó a reflexionar sobre lo interconectado que estaba el mundo, sobre lo dependientes que somos los unos de los otros, países, empresas, familias, individuos… “Todos estamos conectados en una red. En una red invisible como el Wifi, pero más sólida y fuerte que las guayas que sostienen el Golden Gate. El coronavirus es una muestra de ello”, afirma.

“Todo el mundo ya estaba inmerso en la era digital, chateaba con mis papás varias veces en la semana por Windows Live Messenger, tenía Myspace e intercambiaba contenido con mis amigos. Ya había abierto una cuenta en Facebook pero no me gustaba, pensé que no tenía futuro porque su interfaz era aburrida. Se hacía de todo por internet, pero aún había temor a la hora de comprar, sobre todo en Colombia. Los costos de envío eran excesivos”.

Su mamá, doña Yolanda, le decía siempre que iba a viajar al país, “mijo, no se le olvide traerme mi encarguito”, y al llegar después de los besos, los abrazos y las lágrimas, “Pablo, ¿si me trajo mi encarguito?”. Esas palabras calaron hondo en este hombre de negocios y dijo, “ese es el nombre para la empresa, jovial, corto, sonoro y sobre todo muy paisa”.

Así nació Miencarguito.com, una empresa dedicada al transporte de carga internacional de Estados Unidos a cada rincón de Colombia. “Me gastaba los fines de semana enteros comprando y empacando los pedidos de primos, tíos, amigos y de los amigos de mis amigos. Con la gracia del Señor la empresa ha sabido salir adelante y he podido aportar al desarrollo de estos dos países que quiero con el alma: Colombia -primero la tierrita- y los Estados Unidos”.

A día de hoy Miencarguito.com supera las 25.000 cajas transportadas al año. Es una empresa sólida y en constante crecimiento, pero lo más bonito de todo es su sentido de responsabilidad social y compromiso con el bienestar del país.

Pablo anunció que enviará totalmente gratis material médico de urgencia para el tratamiento, prevención y contención del coronavirus (COVID-19), “esto lo hacemos desde Miencarguito.com con un único interés, y es que los más vulnerables, ancianos y personas con enfermedades de base reciban la atención oportuna. Es demasiado triste que mueran personas por falta de insumos hospitalarios, por carecer de las herramientas más básicas para atender su enfermedad”.

“Hemos colocado a disposición de las autoridades gubernamentales el envío gratuito de hasta 5 toneladas de insumos médicos: mascarillas, gafas, tapabocas, respiradores, camillas, etcétera. ¡Lo que se requiera! Los especialistas saben más, nosotros sólo queremos aportar nuestro granito de arena para ganar esta guerra contra el coronavirus que ha cobrado miles de vidas en el mundo, y que esperamos que en nuestro país no cobre ninguna”, concluyó.